1 oct. 2007

LA REVILLA DE HERRÁN. (Fiesta de San Miguel 2007)

Un año más La Revilla de Herrán celebró sus fiestas en honor del arcángel San Miguel. Este pequeño lugar del Valle de Tobalina, se llenó de invitados y forasteros para celebrar las fiestas de San Miguel, como cada año a finales de septiembre.

El programa de fiesta era variado y extenso.
Sábado. Chupinazo y vino español a las 14 horas.
a las 17 horas de ese mismo día 1ª Fase del campeonato de mus, brisca y tute.
a las 18 horas. Teatro con la obra "Aquí nadie paga" montada y protagonizada por un grupo de vecinos de La Revilla a la que acudimos unas 200 personas y que fue todo un éxito.
Domingo.

a las 0 horas gran verbena amenizada por el grupo musical El Trío de Santiago. Con una gran concurrencia y en la misma hubo concursos de disfraces.
a las 3,30 degustación de sopas de ajos para todos.
10 horas pasacalle por las calles del pueblo visitando las casas habitadas, donde el personal son obsequiados con vinos, licores, dulces y otras delicatessen.
a las 13 horas misa en honor del arcángel San Miguel y posteriormente un lunchs en el txoco del pueblo para todos los vecinos invitados y visitantes, invitación del Ayuntamiento.
a las 17,30 final del campeonato del mus, brisca y tute, con la entrega de los trofeos a los ganadores y fin de fiesta.

La mayoría de las veces no importa el número de vecinos de un pueblo para celebrar unas bonitas fiestas. Esto es lo que ha ocurrido en La Revilla de Herrán este año. Un humilde pueblo casi deshabitado entre semana y que han tenido una “gran fiesta”. Quizás este año la obra de teatro ha atraído a más personal ya que la verbena siempre está concurrida. La verdad es que merecía la pena verla y disfrutarla. Yo quiero dar un fuerte aplauso a los actores - organizadores de dicho evento. Pues con una carencia total de medios, han sabido lograr un producto de una óptima calidad, en la elección del argumento, en la escenificación, en mantener la atención de los espectadores (algo sumamente difícil) Mi más cordial enhorabuena, con la esperanza que al año que viene se mantenga esta oferta para los habitantes de La Revilla de Herrán, para los invitados y los visitantes.

Unas fotografías tomadas por mi amigo Carlos de algunos momentos de las fiestas.

Con una amiga disfrazada en la verbena
Bailando Paquito Chocolatero
Durante el pasacalle degustando una copa de vino

Una calle de La Revilla de Herrán bastante concurrida
En el lunsch del Txoco

Otra del lunsch

No hay comentarios: