12 oct. 2014

A CABALLO ENTRE LA RIOJA, NAVARRA Y ARAGÓN, CAMINANDO

Una vez más nuestros caminos nos lleva lejos de casa, esta vez no tan lejos como me hubiese gustado, pero me conformo con descubrir nuevos pueblos, nuevos monumentos, nuevos senderos, nuevos montes, nuevas cimas, nuevos ríos, nuevos valles, nuevas gentes, nuevos vinos, nuevas cocinas con nuevos sabores.
Tal vez mañana tenga que volver ya que todo ello en su conjunto me ha gustado y no hemos tenido tiempo para descubrir cada rincón, tampoco he podido recorrer cada sendero ni he podido hollar cada cima, tampoco me he cansado de la amabilidad de sus gentes.
Volveré algún día si el Señor me da salud y posibilidades para poder hacerlo y entonces intentaré recorrer cada sendero que se cruce en mi camino y hollaré cada cumbre que se presente ante mí, los pueblos y los monumentos la verdad es que no llaman mucho mi atención, ya que pienso (aunque no sea de esta manera) es que, viendo uno los has visto todos y con otra particularidad, todos o casi todos están cerrados, lo que si me interesa son sus huellas del pasado perdidas por esos campos y sus gentes.
 

No hay comentarios: